Escrito por Belén Rodríguez | vía: lanzadigital.com

La operación ‘Veloz’, en la que la Guardia Civil de Ciudad Real incautó 70 kilos de cocaína y 300.000 euros además de diez coches de alta gama arrancó en diciembre de 2004 en Herencia, localidad en la que los guardias siguieron al fallecido Óscar S.R. y su círculo de amistades entre los que la fiscalía sitúa a su pareja de entonces, Rosa María G.C., y los varones David Jesús F.G., Antonio T.F. y Jesús Gabriel B.F. Según la Guardia Civil todos ellos formaban un grupo que menudeaba con drogas, sobre todo cocaína, en Herencia y Alcázar.

Con escuchas telefónicas y tirando del hilo de estas personas los agentes llegaron en febrero hasta otro Óscar de Madrid, con los mismos apellidos que el fallecido Óscar S.R. y que abastecía al otro Óscar.

En Madrid los guardias establecieron otras conexiones del grupo la principal con Julián M.F., el único que está encarcelado en estos momentos, y también con María Pilar P.C., pariente de Óscar S.R. y los sorprendidos pasando de un coche a otro 52 kilos de cocaína, Juan Ángel S.V., exportero de discoteca que es el único que reconoce que hacía de ‘correo’ para un colombiano que no se pudo identificar  y Enrique M.M., que se declara adicto en rehabilitación y con problemas psiquiátricos, y que en algunas conversaciones telefónicas habla con el supuesto cabecilla, Julián, dirigiéndose a él con un significativo “tú eres el jefe”.

Para todo el grupo  la fiscalía pide penas de entre trece años y seis meses, dependiendo del nivel de implicación, y cuatro años y medio, en su escrito de calificación provisional, aunque es previsible que en base a la última modificación del Código Penal, que sanciona con menos pena ciertos delitos de narcotráfico, se aplique una reducción por lo que la pena más alta no superaría los 9 años.

Más información en el artículo: Un acusado en la trama de la operacion Veloz” ocultaba 30.000 euros en los halogenos del baño

Vía: lanzadigital.com