Bajo el lema ‘El pueblo saharaui te necesita’ las Asociaciones de Amigos del Pueblo Saharaui de Castilla-La Mancha, y canalizadas por la Delegación del Sahara en la región, han puesto en marcha la XVI Campaña de recogida de alimentos para ayudar al pueblo saharaui, en colaboración con la Diputación Provincial de Ciudad Real.

Según explicó  el representante local de ‘Hausa’, Juan Manuel del Rey, la ‘Caravana por la Paz 2010’, que finalizará el 17 de mayo, los donativos deben hacerse en forma de alimentos no perecederos, como lentejas, arroz, legumbres, pasta, conservas, azúcar, aceite, leche en polvo, excluyendo conservas que contengan cerdo. En cuanto a los productos básicos de higiene pueden aportar jabón, gel, champú, cuchillas de afeitar, desodorante, pasta y cepillos de diente. También solicitan material escolar para Secundaria.

Las personas interesadas pueden ayudar en esta nueva campaña llevando los alimentos, material escolar o de higiene a los diferentes puntos habilitados para ello en diferentes supermercados de la localidad o en el edificio de Servicios Sociales (Casa de Herencia), sito en la calle Convento,2.

El principal objetivo de la campaña, según el representante de la asociación  ‘Hausa’, es el de llevar la mayor cantidad y variedad de artículos de primera necesidad a los campamentos de refugiados saharauis para que puedan vivir con dignidad.

El secretario de Hausa espera que la respuesta sea aún mayor que la del pasado año o cuanto menos igualarla. Del Rey manifestó su agradecimiento a todas las personas que, de una u otra manera, colaboran con la Caravana por la Paz y por tanto, con el pueblo saharaui. “Sabemos de la generosidad, solidaridad y sensibilidad de los manzanareños, pero es necesario la concienciación y conocimiento de la realidad de este pueblo”.

Cabe señalar que la iniciativa de la Caravana por la Paz surgió para concienciar a todas las personas de la problemática del pueblo saharaui, desterrado de su propio territorio, y que desde hace más de treinta y cinco años malvive en campamentos de refugiados y sobrevive gracias a la solidaridad internacional, encauzada a través de diversas asociaciones y del Programa Alimentario Mundial. “Son tantos los años de destierro que algunas organizaciones se olvidan de ellos y pasan realmente hambre”.

Texto extraído de: www.oretania.es