La fiesta de la Cruz de Mayo tiene sus antecedentes en la celebración precristiana, en la que se conmemoraba la vida y el producto de los campos, por lo que se desarrollaban cultos a la naturaleza. En especial, se festejaba adornando el árbol o el tótem, situado en el centro del pueblo, al que se le ponían adornos o flores, mientras se hacían danzas rituales y se cantaban o hacían recitaciones.

Cruz de mayo de la calle Cruces1 - Las cruces de Mayo vuelven a HerenciaCon la llegada del cristianismo, esta fiesta fue adaptada a la nueva fe, reemplazándose el tótem por la Cruz cristiana. En algunos países se mantienen en forma paralela las festividades de la Cruz de Mayo y del Palo de Mayo.

La festividad de La Cruz de Mayo está muy arraigada en la provincia de Ciudad Real, donde existen poblaciones con una enorme tradición como por ejemplo la propia Ciudad Real capital, Piedrabuena o Villarrubia de los Ojos por citar algunas de ellas.

Cruces de mayo en Herencia

En Herencia esta festividad acostumbraba a celebrarse con el montaje de Cruces en  ermitas, calles y casas particulares, sin embargo, de un tiempo a esta parte, esta costumbre se fue perdiendo poco a poco, hasta casi llegar a desaparecer. Solo quedaron unos pocos testimonios como el adorno floral que ininterrumpidamente cada 3 de mayo se coloca en la cuz de madera existente en la fachada de la calle Cruces, propiedad de la familia García Sánchez-Aguilera y, que todavía hoy, tras fallecer la propietaria de la misma, siguen adornado las vecinas.

Cruz de mayo en la ermita de la Labradora - Las cruces de Mayo vuelven a HerenciaSin embargo, este año, diferentes hermandades han tenido a bien recuperar esta tradición. Así la Cruz de Mayo que la hermandad de Jesús de Medinaceli y Virgen de la Asunción a instalado en propia en la ermita de La Labradora, que además abrirá todos los días de mayo de 17:00 a 17:30 para oraciones y cánticos.

Cruz de mayo de la iglesia conventual de la merced - Las cruces de Mayo vuelven a HerenciaA estas, hay que unir otras, como la de la iglesia conventual de La Merced que en este su año Jubilar con motivo de la celebración del 800 aniversario de la fundación de la Orden de la Merced, también ha contado con su propia cruz situada en la capilla del Cristo del Consuelo, mientras que la ya referida cruz de la calle Cruces ha vuelto a vestirse de gala desde el pasado 3 de mayo, festividad de la santa Cruz y a su alrededor ha aglutinado el rezo, oraciones y cantos de gran parte de sus vecinas.

Cruz de mayo de la calle Cruces - Las cruces de Mayo vuelven a Herencia