Juan Parra y Alberto Crespo, ambos licenciados en Ciencias Políticas por la Universidad Complutense de Madrid, presentaron este miércoles su nueva publicación “La inmigración en La Mancha: El caso de Herencia”.

Ambos investigadores ya cuentan en su haber con otras publicaciones como “Entorno a la participación joven en Castilla-La Mancha”, y “Aprendiendo a participar participando”, ambos bajo el paraguas del equipo de sociólogos, economistas, y politólogos que forman parte de la Asociación Comunicarte.

Esta publicación sobre la inmigración en Herencia, parte de una tarea ardua y difícil, dado que el colectivo de estudio, en los momentos de realizar la investigación, surge una gran movilidad laboral, y vecinal. La iniciativa de la publicación surge, de un planteamiento municipal del Ayuntamiento de Herencia, por conocer la realidad de la inmigración en su municipio a través del plan de integración social de la Consejería de Bienestar Social de la Junta de Comunidades de Castilla-La Mancha, para poder diseñar así un conjunto de estrategias y acciones a favor de la integración y la normalización de los inmigrantes en el municipio.

La llegada de nuevos vecinos a Herencia, ha provocado un crecimiento exponencial del número de habitantes del municipio, así como el rejuvenecimiento de la pirámide poblacional ante un progresivo descenso de la natalidad en la localidad manchega, al igual que ocurre en el resto de España.

La inmigración, sobre todo de personas provenientes de Europa del Este, Sudamérica, y Norte de África, abre profundas incógnitas entorno al modelo de ciudad, de integración y convivencia, que los poderes públicos deben abordar, y especialmente de los más cercanos, como son los Ayuntamientos. No obstante, la llegada de nuevos pobladores, favorece el crecimiento económico, dado la multitud de puestos de trabajo que los naturales del lugar no están dispuestos a ocupar por los salarios que el mercado marca en la actualidad, como son el servicio doméstico, la hostelería o la construcción.

Por otro lado, este estudio también señala las dificultades, que no son pocas, de los inmigrantes en su acceso al empleo, a una vivienda digna, y no en condiciones infrahumanas, o los procesos que a veces por increíbles, no deberían producirse para la integración de las familias.

Sin duda, uno de los puntos más interesantes del estudio, reside en el papel esencial que cumple la ciudadanía, y la creación de asociaciones como un método principal para la integración de los nuevos vecinos en la vida diaria del municipio manchego.

Fuente: Semanario Canfali Alcázar.

- patrocinador -Recibe nuestras alarmas, noticias y actualizaciones en Whatsapp
Nuestro número móvil es (+34) 744 40 30 11, añádelo a tus contactos para recibir bien nuestros mensajes.
  • Este campo es un campo de validación y debe quedar sin cambios.