telefono del menor castilla la mancha

El Teléfono del Menor del Gobierno de Castilla-La Mancha (a través del número 116111 reservado a este fin en la Unión Europea) registró en 2015 unas 10.600 llamadas, de las que 612 recibieron orientación profesional especial, por medio de asesoramiento psicológico, social y jurídico, dirigido a niños, niñas, adolescentes y a sus familias.

Nueve de cada diez llamadas a este número, que funciona las 24 horas durante los 365 días del año, fueron realizadas por un menor, mientras que sólo una de cada diez por un adulto. Por el origen geográfico de la llamada, las realizadas desde la provincia de Toledo fueron las más numerosas con un 35,7%, seguidas de Guadalajara con un 19,8%, Albacete con un 16,8%, Ciudad Real en un 15,8% de los casos y Cuenca con un 10,9%.

El perfil del usuario más frecuente del servicio es el de un niño de entre 12 y los 17 años (en el 90,2% de los casos atendidos) que en adultos que llaman se interesan por menores de menos de nueve años (en un 27,5% de los casos) y por adolescentes de entre 14 y 15 años (en un 26,6%). En relación al género del menor, las chicas, con un 59,68% de los casos atendidos, son más frecuentes que los chicos.

Motivo de las llamadas

Entre las 612 llamadas que recibieron el pasado año una atención especializada por parte de los profesionales de la entidad Fundación ANAR que prestan el servicio, los motivos por los que utilizaron el Teléfono del Menor de Castilla-La Mancha fueron: en primer lugar por situaciones de violencia contra los menores, detectada en seis de cada diez llamadas de menores, ya sea por situaciones de maltrato físico y psicológico, abandono, violencia de género o violencia escolar. El segundo motivo son las dificultades de relación de los menores, con sus padres, en sus grupos de iguales, por problemas sentimentales, etc.

El tercer motivo de llamada son los problemas psicológicos, ya sea por ansiedad, soledad, ideaciones suicidas, tristeza, miedos, trastornos psiquiátricos, baja autoestima o trastornos de la alimentación, entre los más frecuentes. Le siguen los problemas referidos a la sexualidad, los ocasionados en el entorno del colegio, los problemas de conducta o los ocasionados por situaciones jurídicas propias del menor o de sus progenitores.

Atención profesional prestada

La orientación por parte de los profesionales de Fundación ANAR que más se ha requerido por la Línea del Adulto y la Familia es la psicológica, jurídica y social, en un 50% de las ocasiones. La orientación psicológica y social simultáneas representa un 14,9% de las consultas; y la orientación psicológica y jurídica en un 27,2%. Por la Línea del Niño y del Adolescente la orientación que más se ha requerido es la orientación combinada, psicológica, jurídica y social, en un 27,6% de las ocasiones, seguida de la orientación exclusivamente psicológica en un 33,7% de las llamadas.

Derivaciones a otros recursos

Los profesionales que atendieron esas 612 llamadas con atención especializada el Teléfono del Menor de Castilla-La Mancha realizaron derivaciones a otros servicios públicos como: Centros de Servicios Sociales Municipales (45 derivaciones); a colegios, institutos y diferentes recursos del ámbito educativo (70 derivaciones); a recursos del ámbito sanitario como centros de salud, hospitales, consultas jóvenes (40 derivaciones); al psicólogo y centro de Salud Mental (35 derivaciones) y a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado (48 derivaciones), sólo en los seis primeros meses del año.