Este año Cáritas Parroquial de Herencia (Ciudad Real), en el desarrollo de la Campaña de Navidad que lleva por lema “Llamados a ser comunidad”, quiere animar y trabajar en el fortalecimiento de la comunidad como base de transformación de la sociedad.

logo-herencia-rojo-horizontal
Cáritas Parroquial de Herencia

Por ello, este año, una vez más, desde Cáritas Parroquial de Herencia se realizará la tradicional “Caravana de Navidad”, aunque con algunas modificaciones, ya que en esta ocasión la colaboración que se pide a los vecinos será económica y no de alimentos como de años anteriores.

El motivo de esta modificación tal y como se declara desde Cáritas Parroquial de Herencia “se debe a la revisión de nuestro “Modelo de Acción Social”, nuestra intervención, la idoneidad de las ayudas que has ahora hemos estado prestando y si respetaban o no la dignidad de las personas que acompañamos”. Además, desde la organización de Cáritas Herencia se señalan también la existencia de otras entidades en la localidad que ayudan con alimentos no perecederos a las familias desfavorecidas, las cuales cuales “nos han expresado en diversas ocasiones otro tipo de necesidades como carne, pescado, frutas, hortalizas, productos frescos, ropas, calzado o alguna ayuda para los gastos de la vivienda”.

Por este motivo, y en este proceso de reformulación de Cáritas Parroquial de Herencia, lo que se pretende es que la ayuda económica que pueda facilitarse desde Cáritas, vaya unidad de un proceso de acompañamiento a la persona o familia, promoviendo la participación y la responsabilidad en ellos “potenciando la autonomía de la persona y no la dependencia, de forma que éstas no se sientan señaladas como ‘las personas que piden en Cáritas’. Cáritas no tiene que decir qué es lo que la persona debe comprar o no (excepto casos puntuales de problemas de adicción…), pero sí procurará que sean alimentos o productos básicos”.

Caravana de Navidad

Por todos estos motivos, el próximo sábado 17 de diciembre, cuando tenga lugar la denominada “Campaña de Navidad”, se solicita una aportación económica que posibilite de esta manera que desde Cáritas de Herencia se pueda trabajar la implicación de la persona empobrecida en su propio desarrollo.