eurorider-c-33-sri-imagen-extraida-de-nexobuscomLas operaciones móviles de extracción de sangre en la Comunidad de Madrid cuentan, desde los últimos días del mes de julio, con un nuevo vehículo (con interiores realizados por Tecnove), que completa una flota de seis unidades (todas ellas de Irisbus).

Irisbus Iveco, por medio de su concensión en Madrid Cocentro, realizó la entrega de este vehículo (cuyas dimensiones son de 12,80 x 2,55 metros), que cuenta con una carrocería exterior del modelo Califa de Farebús, a los responsables del Centro de Transfusión de Cruz Roja en Madrid, en las personas de Emma Castrón, la directora de los centros, y de Alejandro Suero, coordinador de conductores.

En su interior, responsabilidad de la empresa manchega Tecnove, se disponen tres ambientes: una zona de recepción de los donantes que incluye un despacho para las conversaciones confidenciales, un espacio para cinco camillas donde practicar las extracciones, y una zona de recuperación.

Tras recordar la necesidad de donar sangre, sobre todo en la Comunidad de Madrid, Emma Castrón señaló que “estos vehículos son imprescindibles para nuestra labor, al permitirnos llegar a todas las poblaciones y facilitar así las donaciones. Son responsables del 90% de las que 73.000 que recibimos anualmente de media”. La flota la componen seis unidades, “que son muy rentables, porque realizan muy pocos kilómetros al año. Se convierten en pequeños dispensarios con toda la tecnología necesaria para asegurar una atención de calidad”.

Fuente: www.nexotur.com