Supondrán inversiones de casi 820.000 euros para el nuevo colector de aguas residuales, impermeabilización de un depósito municipal de agua potable y sustitución de 700 acometidas con nuevas llaves de distribución. El aumento de 3.000 habitantes más en 7 años, no ha traído más consumo de agua, gracias a las obras para evitar pérdidas

El Ayuntamiento de Herencia acometerá este año importantes obras de carácter hidráulico por un importe cercano a los 820.000 euros, para mejora de la red de saneamiento y agua potable, así como evitar fugas. Herencia ha crecido en los últimos 7 años en unas 3.000 personas, y, aún así, el consumo de agua es inferior a hace siete años, lo que demuestra “la gran previsión de futuro del Ayuntamiento y como las inversiones municipales cumplen su efecto de ahorro del agua y de evitar fugas, haciendo un uso más eficiente de nuestra red de abastecimiento”, señala el alcalde Jesús Fernández.

El Ayuntamiento de Herencia tiene muy avanzado el proyecto de construcción del Colector de pluviales, que servirá para evitar que se produzcan inundaciones en el centro de la población, justo a la altura de lo que popularmente se conoce como la Báscula, cerca de la microestación de autobuses, y está a la espera de la próxima firma del convenio de colaboración con la Junta de Comunidades. Las obras tendrán un presupuesto superior a los 500.000 euros y se financiarán, en parte, con subvenciones con cargo al convenio entre Junta de Comunidades y Diputación de Ciudad Real.

Según explica también la concejal Gema López, “el Ayuntamiento trabaja en la firma de un convenio de financiación con la Junta de Comunidades, que esperamos sea una realidad este verano, a través del cual empezaremos a construir este importante colector de aguas residuales, que nos ayudará a solventar el problema de inundaciones de agua, debido al aumento de población y cada vez que llueve con intensidad en la zona”.

Este colector, de unos 2 kilómetros de largo, arranca en ese punto céntrico, se extenderá hasta más allá del recinto ferial de la localidad, y traerá consigo una serie de mejoras, ya que, debido a la construcción de la Semivariante, se podrá construir en la zona una de las dos rotondas previstas. Esta primera rotonda en el cruce de la Carretera N-420 con otras carreteras comarcales, microestación de autobuses.

3.000 habitantes más en 7 años, no ha traído más consumo de agua, gracias a las obras para evitar pérdidas
Y una segunda rotonda, o glorieta, a la altura del Polígono Industrial, que dará cobertura tanto a la Residencia de Mayores Nuestra Señora de la Merced, la N-420 y al Polígono Industrial de Herencia.

La previsión del Ayuntamiento de Herencia con diversas obras hidráulicas y la renovación constante de la red de saneamiento y agua, ha traído consigo que Herencia haya crecido en los últimos 7 años en unas 3.000 personas, y, aún así, el consumo de agua es inferior a hace siete años, lo que demuestra que “las inversiones municipales cumplen su efecto de ahorro del agua y de evitar fugas, haciendo un uso más eficiente de nuestra red de abastecimiento”, señala el alcalde Jesús Fernández.

Impermeabilización de uno de los depósitos de agua y 700 nuevas acometidas de agua.

Pero ésta no es la única actuación hidráulica que será una realidad este año. Además, el Ayuntamiento de Herencia realizará otras dos actuaciones desde este mes junio, en uno de los depósitos de agua potable del municipio y en las acometidas de distribución del agua potable.

Vicente Martín-Viveros, concejal de Obras, comenta que “de los dos depósitos de agua existentes, se va a impermeabilizar y hacer mejoras en uno de ellos, que ha sufrido especialmente el efecto de las fuertes lluvias y nieves de este pasado invierno, cediendo el terreno, por lo que se arreglará, con el objetivo de tenerlo listo por si hubiera que usarlo en el futuro, ante previsibles sequías veraniegas”.

Esta actuación es uno de los proyectos del II Plan Estatal, y que supondrá un presupuesto de 86.241,34 euros.

La tercera actuación, también financiada con cargo al II Plan Estatal, servirá para renovar las 700 acometidas de agua, las más antiguas, con el fin de evitar fugas de agua, y “al mismo tiempo se va a sectorializar por manzanas la distribución del agua potable con llaves nuevas, de modo que, cuando se tenga que cortar el agua, por alguna avería, se perjudique a la menos población posible”, añade Martín-Viveros. Esta actuación supondrá una inversión de 231.651,19 euros.

Igualmente el Ayuntamiento ha realizado obras en la nueva Nave Guardapasos municipal, ubicada en el Polígono Industrial, llevando el agua y saneamiento a la misma, para un mejor uso de estas instalaciones.

Vía: nota de prensa oficial del ayuntamiento de Herencia.