José María Barreda. Presidente de CLM

En Herencia el presidente regional, José María Barreda, podrá disfrutar del día grande del Carnaval, el Día del Ofertorio, con afluencia de unos 2.000 participantes en el Desfile de Carrozas y Grupos.

Toledo, 7 mar (EFE).- A las tres de la tarde, frente a la puerta del Ayuntamiento, el consistorio ofrece el tradicional “puñao” (la cantidad de cacahuetes que cabe en un puño), una tradición que aprovechan los vecinos para reunirse y hablar de la actualidad local, justo antes del Gran Desfile de Carrozas y Grupos de Animación, que comienza media hora después.

Cuatro Gigantes y Cuatro Cabezudos son los tradicionales personajes que se encargan de abrir este certamen por el centro urbano, que suele ser visto por miles de herencianos y visitantes.

Aproximadamente a las siete horas, tras el ofertorio, se celebra una gran fiesta durante la que se entregan los premios del desfile en el Palacio del Carnaval.

Desde Herencia, Barreda viajará a Ciudad Real donde recibirá, en el Museo de la Merced, a la Selección Nacional de Balonmano que obtuvo la Medalla de Bronce en el pasado campeonato mundial celebrado en Suecia, entre el 14 y el 30 de enero de 2011. EFE

Vía: www.abc.es

  • Miguel

    Aunque el Carnaval de Herencia se ha desvinculado de sus tradiciones antiguas que fueron las que posibilitaron que se salvaran de las prohibiciones de la Guerra y la Dictadura, seria bueno no olvidarlas. Son mucho más antiguas de lo que pensamos.
    Durante toda la vida he oido de mis padres, y mis abuelos y ellos a la vez de los suyos que el significado del “puñao” no era precisamente una oportunidad para reunirse y hablar de la actualidad local. El “puñao” tenia otro significado. Se tiraban “puñaos” de “alcahuetas” lanzadas al aire, quien conseguia cogerlas redimiría los pecados y excesos cometidos durante los días que duró el Carnaval.