En relación al artículo que está apareciendo en medios: “El PP pide al alcalde socialista que no formente la crispación, hay otros problemas prioritarios” el consistorio local ha emitido una nota que hemos podido ver en diferentes medios y que reproducimos a continuación.

lápidas guerra civil en convento de Herencia

El alcalde de Herencia (Ciudad Real), Sergio García-Navas ha asegurado que la petición que ha formulado el Ayuntamiento al Convento de los Mercedarios para la retirada de placas en la fachada de su iglesia, “se ajusta a la Ley de Memoria Histórica”, ya que en las mismas aparecen citas de “enaltecimiento” de Régimen Franquista y nombres de dirigentes de esta época.

“No buscamos remover odios, ni nos apuntamos a ninguna moda, ni este asunto nos mantiene ocupados todo el tiempo, sólo estamos cumpliendo la Ley”, ha asegurado el primer edil, que dice “no entender que se haya armado este revuelo cuando sólo estamos haciendo eso, cumplir la ley”.

La Asociación de la Memoria Histórica de Ciudad Real cursó una petición al Ayuntamiento herenciano para la retirada de las mencionadas placas y fue entonces cuando se iniciaron los trámites, siguiendo el consejo de los técnicos y los servicios jurídicos municipales que comprobaron que las placas en cuestión están encabezadas por un texto que “enaltece” la dictadura franquista.

Fue en ese momento cuando se les solicitó a los propietarios de las placas por escrito su retirada, algo que en ocasiones también se había hecho ya, aunque de forma verbal. Sergio García-Navas ha afirmado que “no tenemos nada en contra de los nombres de vecinos de Herencia, religiosos y seglares, que aparecen mencionados, pero el texto que los encabeza no cumple con la Ley de Memoria Histórica”.

El Ayuntamiento no es quien debe retirar las placas, sino que deben hacerlo sus propietarios, que se han mostrado dispuestos a hacerlo si así se lo exige la Ley. El expediente aún está abierto, tras presentarse en torno a 70 alegaciones de familiares de las personas que aparecen en las placas y sólo falta que se dictamine su retirada.

Esta no es la primera vez que un gobierno socialista herenciano se ha planteado la retirada de estas placas, aunque no ha sido hasta ahora cuando se han puesto en marcha los trámites. En ninguna de estas ocasiones se ha alcanzado acuerdo con el Partido Popular, “que siempre se ha mostrado contrario a su retirada”.

El alcalde de Herencia ha señalado que las placas, en origen, iban a colocarse a los pies de una cruz de los caídos que se trasladó al cementerio municipal, tras sustituir la inscripción original por otra invitando a la oración y a la paz. La cruz se trasladó, pero las placas se colocaron en la fachada de la iglesia de los Mercedarios, sufriendo en estos años varios ataques vandálicos.

Respecto a las manifestaciones que ha hecho la portavoz popular en el Ayuntamiento herenciano sobre este asunto, García-Navas ha apuntado que “no parece sólo que vive en otro pueblo, sino en otra época” y que con la petición de la retirada de las placas “no estamos intentando crispar, ni fomentar el odio; sólo cumplimos la Ley”.

En este sentido ha añadido que “no” ha dedicado más que “el tiempo necesario” a esta cuestión, “porque estoy mucho más preocupado en conseguir en la Diputación y en la Junta beneficios para mi pueblo. La Ley de Memoria Histórica es como cualquier otra y exige su cumplimiento”, de ahí que se esté tramitando la retirada de las mencionadas placas.

También esperamos que “se ajusten a la ley” para liberar toda la información relativa a la transparencia real de las instituciones. Liberando de verdad todos los datos en bruto, estaremos pendientes para poder informar y que todo el pueblo de Herencia tenga acceso a la información de forma libre.