Conseguir que un negocio sea rentable no es tarea sencilla. Además de ofrecer buenos productos y servicios de calidad, es necesario saber llegar a los potenciales clientes para que nos conozcan y se decanten por lo que ofrecemos en vez de ir a la competencia. En este sentido, el marketing digital ha adquirido una gran importancia en los últimos años. Pocos son los que dudan de su eficacia ya que gracias a él, es posible llegar a un mayor número de personas y conseguir tener más ventas. Pero además de esto, es importante saber establecer relaciones cercanas y duraderas con los clientes. En este sentido, el marketing directo es un método que puede cubrir estos dos aspectos.

¿Qué es el marketing directo?

marketing directo - Marketing directo: qué es y tipos de formatos que podemos utilizar

Cuando hablamos de marketing directo nos estamos refiriendo a una técnica con la que se busca promocionar un producto o servicio para un determinado cliente. Se suele llevar a cabo de forma individual y personalizada, teniendo en cuenta las preferencias del usuario en cuestión. De esta forma nos podemos garantizar un mayor éxito.

La clave dentro de esta técnica de márketing es hacer uso de medios de comunicación que permitan una comunicación más directa con los consumidores. Aquí nos podemos encontrar el correo electrónico, los SMS o el teléfono.

Dentro de sus ventajas, una de las más importantes es que no necesitar ningún intermediario, sino que tú mismo te puedes encargar de las comunicaciones con vuestros clientes.

Por último hay que destacar, que además buscar la promoción de un producto, mediante el marketing directo se busca mantener el contacto constante con el cliente, generando una relación duradera en el tiempo.

Principales tipos de formatos de marketing directo

Dentro del marketing directo, nos podemos encontrar diferentes tipos que poder aplicar. A continuación veremos algunos de los más importantes.

Email Marketing

Es considerado el formato de marketing directo que mayor retorno de inversión ofreces. Hoy en día es una de las técnicas más utilizada y más económicas. Mediante esta técnica se puede enviar contenidos útiles, ofertas, anuncios o cualquier otro tipo de mensajes a los usuarios que previamente se han tenido que registrar y dar su consentimiento para recibir los envíos.

SMS Marketing

Otra forma de hacer marketing directo es enviar mensajes de texto a los clientes. Suele funcionar muy bien si se trata de mensajes cortos y directos. En estos mensajes se puede hablar sobre la disponibilidad de algún producto, informar sobre el estado del pedido realizado o contarle alguna promoción que hayáis preparado, entre otras muchas cosas.

Cupones de descuento

Se trata de una técnica que se ha venido utilizando desde hace mucho tiempo. Consiste en utilizar el correo postal para enviarle una serie de cupones personalizados para productos o servicios que puedan ser de su interés. Se trata de una técnica muy flexible y que permite llegar a un gran número de clientes. En este caso, se recomienda acompañar estos cupones con algún mensaje personalizado para mostrar cercanía.

Telemarketing

El último de los métodos de los que os vamos hablar, consiste en realizar llamadas telefónicas a clientes potenciales, ofreciendo los productos de forma directa. En este caso, es necesario disponer de una base de datos con la información de los clientes para contactar con ellos. El problema es que requerirá de mucho tiempo para poder abarcar un amplio número de clientes.

Si queréis dar un empujón a vuestro negocio, no dudéis y apostar por el marketing directos. ¡No os arrepentiréis!

quédate en casa para vencer el covid-19Recomendaciones contra el coronavirus para mayores